Posts de Rafael Rivera

Para Marcial Martínez  de Rafael Rivera

No importan tanto los nombres, como el trabajo que queda detrás, ese que permanece, que sigue un camino acompañado por otros nombres que también empujarán. Marcial se ha ido, como se fue Justo Ramírez o Ángel Guardia, amigos del movimiento ciudadano con los que apareció en primer plano el papel de los barrios, de las […]

Dictadura

Sigue dando que hablar la dictadura, y es objeto de debates que no son debates, sino algarabías porque aportan poco por esa manera de discutir, conlos niveles de educación bajo mínimos. Al menos parece que se reconoce que hay que combatir la dictadura, porque sus crímenes se alargaron más allá de la postguerra con una […]

Hace unos días

  La exhibición monárquica que se ha producido estos días en tierra inglesas, me ha parecido un ejemplo del distanciamiento infinito entre una institución arcaica, imposible de modernizar, y una ciudadanía que sufre problemas acuciantes ajenos a ese desfile de excesos. La proliferación de alta costura, el catálogo de joyas multiplicadas y la muestra de […]

Mujeres

Tengo la triste sospecha de que no acabaremos con el machismo ni con la violencia que le acompaña si no abordamos el grave problema de raíz y de una manera colectiva. Porque hay muchos mundos dentro del mundo que arrastran una inercia machista enorme de siglos, y que no queremos ver, o no podemos, o […]

Mundos paralelos

De pequeño me asombraban las líneas paralelas. Esas que por mucho que las prolongues, nunca se tocan. Ni se aceran, ni se alejan. Las vías del tren, los cables de la luz. Me parecía magia. Ahora, algo más mayor, he descubierto que también existen mundos paralelos, mundos que se miran, si acaso, se observan, pero […]

Miradas

El problema nunca ha sido la crisis, sino la forma de resolverla y, ahora hace 4 años, la ciudadanía pensó que mejor cambiar de gestores para abordar una situación tan difícil.

Plaza Hugo Zárate

La Plaza de Hugo

Hay muchas maneras de impulsar el Espacio Público; el 15 M nos enseñó algunas que habíamos olvidado, convertirlo en un foro, okuparlo, llenarlo de ideas y de debate. Otra es el diseño adecuado, sutil, sugerente, con esa gama de matices que proponen vida compartida, encuentro, conversación, todo hilvanado con un hilo conductor, invisible pero presente. […]