BLOG | Artículos de Opinión

Sommar, la isla noruega en la que no existe ni el tiempo ni los horarios

Sus apenas 300 habitantes han acordado deshacerse de los relojes en su día a día, que siempre es o en luz plena o total oscuridad. Los visitantes que lleguen a la isla podrán sus relojes en un puente que la separa del resto del municipio.

Los relojes van a dejar de ser necesarios en la isla noruega de Sommar, al norte del Círculo Polar Ártico. Sus apenas 300 habitantes consideran que los horarios son un estorbo en su día a día, que siempre es o en luz plena o total oscuridad, por lo que han decidido eliminarlos. A finales de mayo tomaron esta decisión única en el mundo en un asamblea y, según informa la cadena pública de de radiotelevisión del país, NRK, el acuerdo se concreta en la abolición de la rigidez en la medición del tiempo.

“En mitad de la noche, eso a lo que la gente de la ciudad podría llamar dos de la mañana, puedes ver a niños jugando al fútbol, a gente pintando sus casas o cortando el césped y a adolescentes nadando”, apunta el impulsor de esta idea, Kjell Ove Hveding, según recoge CNN. “Nuestro objetivo es proporcionar la máxima flexibilidad, 24 horas al día y siete días a la semana. Si quieres cortar el césped a las cuatro de la madrugada, hazlo“. Sommar se acerca ahora  al ecuador de los 69 días de casi plena luz de los que disfrutan cada año.

El acuerdo es generalizado, pero hay algunos residentes que se muestran dudosos. En declaraciones a la NRK, la recepcionista de un hotel apunta que se trata de una idea “emocionante”, pero, añade, también se muestra “escéptica”. “Será un desafío para los huéspedes en cuanto a los horarios de registro de entrada y de salida, y los de apertura del bar y el restaurante”, añade.

Esta iniciativa consiste en que los turistas que lleguen a la isla cuelguen sus relojes en un puente que la separa del resto del municipio al que pertenece, Tromsø. Mientras que en otros lugares del mundo se llenan de candados, esta pasarela lucirá relojes. Así, se desprenden del compromiso horario.

El siguiente paso será presentar este proyecto en el Parlamento nacional. Hveding, ha señalado que para muchos de ellos, “tener este acuerdo por escrito no supone más que formalizar una cosa” que han practicado “generación tras generación”

Publicado en Público

¿Quieres dejarnos algún comentario?

Tu email no será publicado, únicamente tu nombre y comentario.